Opinión

El superdelegado de Trump

Miguel Ángel Sosa
Twitter: @Mik3_Sosa

Ciudad de México –Los altibajos en la agenda migratoria viven hoy un impase que contrasta en mucho con los últimos anuncios que terminaron por colocar a México en la posición de tercer país seguro y, además aderezado, con la cereza de la Guardia Nacional desplegada en la frontera sur.

El esperado nombramiento del nuevo embajador de los Estados Unidos en México, traerá consigo un periodo de reacomodo extra para ambas naciones. Se verá en el corto plazo cuáles son las instrucciones que trae Christopher Landau y sino resulta que las presiones desde Washington traen dedicatoria.

Las noticias sobre detenciones de migrantes centroamericanos en México han aumentado no sólo en número sino también en intensidad. Colectivos y organizaciones que trabajan en la materia, han denunciado las violaciones a derechos humanos y la mano dura que el Instituto Nacional de Migración y las corporaciones de justicia han implementado de la noche a la mañana.

Lo anterior contrasta con el mensaje esperanzador que en campaña dio el entonces candidato Andrés Manuel López Obrador. El trato humanitario, la apertura de México para apoyar a los migrantes y una nueva política de desarrollo en la región, que han pasado a segundo término pues han cedido los reflectores a los operativos y patrullajes.

El nuevo embajador de Estados Unidos en México tiene amplia experiencia en la geopolítica de América Latina. El abogado constitucionalista que ahora llega al lugar que dejó vacante Roberta Jacobson, ha ocupado la representación del gobierno americano también en Paraguay, Chile y Venezuela.

El idioma no será problema, ya que el diplomático nació en España, y habla con fluidez no sólo el español, sino el francés. Con Landau inicia una nueva etapa, que estará marcada por la campaña permanente que Donald Trump realiza en su país.

Leer Más:  Mejor cerrar los ojos

Después de semanas intensas para el canciller Marcelo Ebrard, las aguas parecen tranquilizarse. Se acabaron los viajes a Estados Unidos encabezando al equipo SWAT mexicano. Ahora será en Paseo de la Reforma, sin salir de la Ciudad de México, donde le anuncien los amagos de nuevos aranceles en divisa extranjera.

ENTRE TELONES. La Ley Bonilla sacudió a MORENA y a uno que otro falso defensor del Estado de Derecho. La negra operación para regalarle al gobernador años de más en la silla, tiene más vínculos de los que se cree con el nombramiento un contralor carnal que cuidará no sólo las espaldas del panista saliente sino de quién llega vestido de guinda.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

lo más leido

To Top