Actualidad

“Perdimos a 9 hoy. Ahora mismo estamos esperando respuestas, justicia”

Fotografía: Cortesía

A través de redes sociales, integrantes de la Familia LeBaron relatan la masacre donde nueve de sus parientes fueron asesinados, seis de ellos niños. Condenan los hechos y exigen castigo para los culpables. Esta es la historia contada por una prima de las víctimas:

Raíchali

Chihuahua – “En la mañana del 04 de noviembre, 2019, tres madres en tres vehículos, con 14 niños, salieron de La Mora, una pequeña comunidad familiar en las montañas al noreste de Sonora. Dos de ellas para ver a la familia en Chihuahua, y la otra para recoger a su esposo, en el aeropuerto en Phoenix, AZ (Arizona). No lo lograron. Fueron emboscadas por cárteles mexicanos; con disparos, quemadas y asesinadas a sangre fría. Eran civiles inocentes, ciudadanos americanos tratando simplemente de vivir una vida en paz”.

Así inicia el relato Kendra Lee Miller, prima de las hoy víctimas mortales de la familia LeBaron, y quien condenó la masacre registrada ayer, que ha generado una conmoción general. “Perdimos a 9 hoy. Ahora mismo estamos esperando, por la mañana, por respuestas, por justicia”.

De los 3 vehículos, el primero encontrado fue el conducido por Rhonita María Miller “Nita”. Estaba lleno de agujeros de bala y completamente en llamas. Tanto ella como 4 de sus 7 hijos quedaron quemados. “Parece que uno trató de escapar ya que la puerta del pasajero estaba abierta y los restos estaban parcialmente dentro y fuera del vehículo”, describe Kendra, en una publicación hecha en su cuenta de Facebook.

En otra parte de la carretera, alrededor de 10 millas (16 kilómetros) por delante, estaban Christina, con su bebé Faith en su vehículo, y Dawna con nueve niños de ella. A ellas les dispararon desde adelante y Christina habría hecho señas a los sicarios para mostrar que eran mujeres y niños.

“Ella dio su vida para tratar de salvar al resto”.

Dawna y dos de sus hijos también quedaron abatidos, mientras que uno de los sobrevivientes, Devin, de 13 años, escondió a sus otros 6 hermanos en los arbustos y los cubrió con ramas para mantenerse a salvo mientras él iba por ayuda.

Cuando se tomó demasiado tiempo para volver, su hermana de 9 años dejó a los cinco restantes para intentarlo de nuevo. Devin llegó a LaMora a las 5:30 de la tarde, 6 horas después de la emboscada.

Los tíos de Devin salieron armados a buscar a los menores ocultos, con la información de que estaban heridos y mientras tanto sabían el riesgo de volver a la zona, ya que se mantenían tiroteos en la zona montañosa de La Mora, precisa Kendra.

Leer Más:  El refugio en un país polarizado

Esperaron un rato y a las 7:30 encontraron a los niños ocultos, pero la búsqueda no terminó allí; McKenzie, la niña de 9 años que había ido por ayuda, estaba desaparecida, pero fue localizada alrededor de las 9:30 de la noche.

Cinco de los hijos de Dawna que fueron heridos fueron recogidos por una ambulancia. Su padre David, que para entonces había llegado desde Tucson, Arizona, los acompañó para trasladarlos a Phoenix.

Devin, su hermano Jake, y el bebé de Christina, Faith, están ahora al cuidado de sus tías y abuelas en LaMora, indica Kendra.

LAS VÍCTIMAS

Sin vida:

Rhonita María Miller, 30 años

Hijos de Rhonita
Howard Jacob Miller, 12 años
Krystal Bellaine Miller, 10 años
Titus Alvin Miller, 8 meses (gemelo)
Tiana Gricel Miller, 8 meses (gemelo)

Christina Marie Langford Johnson, 31 años.

Sobreviviente:
Fe Marie Johnson, 7 meses de edad – fue encontrada en su asiento de coche que parecía ser puesto en el suelo, por su madre para tratar de protegerla.

Sin vida:
Dawna Ray Langford, 43 años
Trevor Harvey Langford, 11 años
Rogan Jay Langford, 2.5 años

Sobrevivientes:
Kylie Evelyn Langford, 14 años,
Lesión de disparo en el pie

Devin Blake Langford, 13 años, ileso,
caminó aproximadamente 14 millas (unos 22 kilómetros) hasta LaMora para obtener ayuda, después de esconder a sus hermanos vivos y heridos en los arbustos, los cubre con ramas.

McKenzie Rayne Langford, 9 años – Lesión por rose de bala en su brazo, en su intento de buscar ayuda se perdió, y caminó aproximadamente 10 millas (16 kilómetros).

Cody Greyson Langford, 8 años, lesionado de tiro en la mandíbula, y la pierna.

Jake Ryder Langford, 6 años, ileso.

Xander boe Langford, 4 años, con lesión de bala en la espalda.

Brixon Oliver Langford, casi 9 meses, con lesión de disparo en el pecho.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

lo más leido

To Top