Juárez

Operan servicios médicos municipales con un déficit de 40 millones de pesos anuales

Poliplaza Médica asegura que pide aumento de 28.5 por ciento en el presupuesto de este año como “un ajuste” para compensar el desfase acumulado en los últimos cuatro años; no descartan suspender el servicio y el contrato

Gabriela Minjáres
La Verdad

Ciudad Juárez – Los servicios médicos municipales subrogados al Hospital Poliplaza Médica operan con un déficit de casi 40 millones de pesos anuales, por lo que la institución de salud advirtió al gobierno local la imposibilidad de continuar con la misma asignación del presupuesto.

El coordinador general de Poliplaza, Javier Potes, aseguró que la última opción que tienen prevista es la suspensión del servicio y la cancelación del contrato con el Municipio para no afectar a los derechohabientes, aunque es una posibilidad que no está descartada.

“No podemos seguir así… no es un tema de que estemos luchando por quedarnos con el servicio médico, estamos luchando porque nos den más dinero, si no pueden darnos más dinero, si no podemos salir adelante con lo que nos dan dejaremos de dar el servicio, esa es una posibilidad que está sobre la mesa, no podemos evitarla”, dijo.

Al acudir ayer a la reunión con funcionarios locales para buscar una negociación después de que el lunes suspendieron el servicio de consultas y cirugías programadas a los empleados y familiares del Municipio, Potes afirmó que su posición no es radical y mucho menos un chantaje, sino la consecuencia de una crisis que desde hace varios meses habían expuesto a la actual administración y no se había atendido.

Explicó que su propuesta consiste en solicitar un aumento del 28.5 por ciento en el presupuesto para compensar el déficit acumulado durante los últimos cuatro años de servicio, ya que la inflación médica calculada tan solo en 2016 fue de 12.67 por ciento, mientras que el incremento por el servicio ese mismo año fue de 3.36 por ciento.

“Tenemos un déficit actual anual de cerca de 40 millones de pesos, para yo poder compensar ese déficit necesito un incremento del 28.5, con el 28.5 por ciento yo operaría en un punto de equilibrio en el 2020, con eso dejo de perder esos 40 millones de pesos, ya considerando incrementos en medicamentos, materiales, inflación, eso es lo que yo necesito”, mencionó.

Agregó que el incremento presupuestal aprobado para este año con base en el índice nacional de precios al consumidor fue del 2.83 por ciento, mientras que el de la inflación médica alcanzó el 14.20 por ciento.

Puntualizó que el incremento solicitado no es a referencia del 2019 porque sería 10 veces mayor a la inflación y no es razonable, sino que es un ajuste para compensar el desfase de los años anteriores en los que no se ha incrementado el monto debido.

“Nosotros decimos que independientemente de la inflación médica mis gastos al día de hoy me llevan a que pierda casi 40 millones de pesos, que eso equivale a que necesito un incremento del 28.5 por ciento para estar en el punto de equilibrio”, mencionó.

Añadió que esta situación obedece a que en el contrato que se firmó en 2011 no se consideraron varios factores, entre ellos la inflación médica, los avances tecnológicos que permiten a los pacientes acceder a mejores tratamientos y la edad de los pacientes, lo que conlleva que ahora tienen derechohabientes ocho años mayores y con padecimientos crónicos que requieren medicamentos más caros.

Afirmó que estos datos los expusieron ayer al Oficial Mayor del Gobierno Municipal, Víctor Manuel Ortega Aguilar, quien ayer encabezó la reunión para negociar el contrato de prestación del servicio médico y les dijo que analizarán la información para estar en condiciones de darles una respuesta.

Por lo que será hoy cuando entregarán de manera oficial la propuesta para su análisis y esperan que en un plazo no mayor de 15 días quede resuelta.

En tanto, no depositarán las fianzas de daños y perjuicios, así como la de responsabilidad médica que corresponden al ejercicio fiscal de este año, las que de acuerdo con el contrato tienen hasta hoy para entregarlas.

El coordinador de Poliplaza dijo que, aun cuando el Municipio les pidió cumplir con las fianzas y tasarlas conforme al presupuesto de 2019 mientras se define el de este año, no pueden hacer el depósito hasta que no se pacte la cantidad con la que van a operar.

Mientras, agregó, el Municipio tampoco les podrá pagar los servicios correspondientes al mes de enero, por lo que a ambas partes les urge definir el presupuesto.

Sin embargo, subrayó que la negociación no puede dilatar más de dos semanas porque requieren el dinero para comprar medicinas y los insumos necesarios para operar el servicio.

De lo contrario, reiteró, se verían en la necesidad de suspender el servicio y, como el mismo Municipio también lo ha considerado, pactar la cancelación del contrato sin afectar a los derechohabientes.

“Espero que no estiremos la liga un punto que digamos ya no podemos y no porque no quiera, no es un tema de voluntad, es un tema de que ya no puedo, me rebasó, fue demasiado”, dijo.

[email protected]

Contenido relacionado:

Dejan sin consultas y cirugías programadas a empleados del Municipio

Colapsan servicios médicos municipales y obligan a Cabada a negociar con hospital

Notas Relacionadas:

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

lo más leido

To Top
Translate »