En El Estado

Deja Salud estatal 245 millones de pesos sin gastar

El subejercicio de recursos se registra pese a la constante falta de insumos en hospitales y centros de salud estatales que han sido denunciados por organizaciones y gremios de enfermería y medicina, así como los propios derechohabientes

Itzel Ramírez
La Verdad/Especial para El Diario

Ciudad Juárez – En los últimos tres años, el Gobierno del Estado de Chihuahua dejó de ejercer más de 245.4 millones de pesos destinados al sector salud, de acuerdo con los informes de finanzas publicados por la Secretaría de Hacienda estatal.

El subejercicio de recursos se registra pese a la constante falta de insumos en hospitales y centros de salud estatales que han sido denunciados por organizaciones y gremios de enfermería y medicina, así como los propios derechohabientes.

De 2017 a 2019 la Secretaría de Salud, el Instituto Chihuahuense de la Salud, Servicios de Salud de Chihuahua y el Régimen Estatal de Protección Social en Salud (organismo responsable del Seguro Popular) acumularon un total de 245 millones 479 mil 858 pesos en recursos sin ejercer, de un total de 17 mil 61 millones 957 mil 332 pesos de presupuesto asignado a las cuatro instituciones, según los reportes desglosados por dependencia.

Los análisis ofrecidos por Hacienda consideran las modificaciones presupuestarias, esto es, ampliaciones, reducciones, devengos y pagos, autorizados por el ente presupuestario del estado.

En los desgloses se muestra cómo el año 2017 fue en el que el gasto en salud fue mayormente subejercido, con un total de 135 millones 563 mil 352 pesos sin utilizar en este sector.

Para 2018, la cantidad de recursos sin utilizar se redujo a 60 millones 394 mil 588 pesos, mientras que ya en 2019, el subejercicio volvió a tener una disminución, ahora para alcanzar 694 mil 933 pesos, según se muestra en los registros públicos.

De entre las instituciones sanitarias estatales, es el Régimen Estatal de Protección Social en Salud –nombre oficial del Seguro Popular–, el de mayor rezago en el ejercicio de los recursos públicos, pues en los tres años analizados se alcanzó un total de 193 millones 172 mil 267 pesos subejercidos.

Las cuentas públicas muestran que el total del dinero destinado al Seguro Popular tiene origen federal, a través de transferencias otorgadas para instituciones paraestatales públicas financieras.

En toda la entidad, es precisamente el Seguro Popular el segundo sistema de salud con mayor número de derechohabientes solo detrás del Instituto Mexicano del Seguro Social; el corte más reciente, de noviembre de 2019, indica que en toda la entidad había un millón 79 mil 626 beneficiarios del Seguro Popular, siendo Juárez el municipio con más afiliados con un total de 241 mil 256 personas, seguido de Chihuahua con 194 mil 845 y Cuauhtémoc con 67 mil 809.

En total, el Seguro Popular opera 352 unidades de servicio entre clínicas, unidades de medicina familiar y hospitales, según la información del Régimen Estatal de Protección Social en Salud.

Leticia Chavarría, quien de octubre de 2016 a agosto de 2017 fungió como directora de la Jurisdicción Sanitaria II de la Zona Norte de la entidad, considera que es irresponsable que existan subejercicios millonarios, tomando en cuenta la falta de insumos de los centros de salud en Chihuahua.

“Se me hace una irresponsabilidad el subejercicio porque hemos visto cómo en el sector salud en lugar de ir mejorando la situación se ha ido deteriorando. Precisamente en los últimos años se ha estado trabajando con muchas carencias, con faltantes de medicamentos en las unidades médicas, hasta insumos indispensables en los hospitales, que exista un subejercicio de esta magnitud tendríamos que ver qué se ha hecho con esos recursos, si el dinero estaba, por qué no se ejerció ese presupuesto”, comenta Chavarría.

De acuerdo con la exfuncionaria y activista, llama la atención que sea en los recursos de origen federal donde haya mayores recursos sin ejercer.

“Para la cuestión del gasto de presupuesto del Seguro Popular, obviamente que la Federación necesitaba ver ciertas evidencias o revisaban ciertos procesos que se llevaban a cabo, tenían que revisar procesos para justificar el dinero y considero que ahí hubo negligencia, que no se cumplían con los puntos que se requerían para poder comprobarle a la Federación cómo se estaban usando los recursos”, asegura.

Fotografía: YoCiudadano

Precisamente la gestión del sistema del extinto programa Seguro Popular, ahora Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi), resultó en posiciones encontradas entre las entidades y la Federación.

En el caso de Chihuahua, el gobernador Javier Corral determinó firmar el convenio con el Insabi como entidad no adherida, es decir, que el ejercicio de los recursos públicos y la operación de las unidades sanitarias se quedarán en manos del gobierno estatal, aunque con recursos federales.

A inicios de marzo de este año, el gobierno de Chihuahua recibió una primera asignación presupuestal de 284 millones de pesos, correspondientes al primer trimestre de 2020, para la atención en salud.

Después del Seguro Popular, Servicios de Salud de Chihuahua es el ente con más recursos de subejercicio, con 46 millones 291 mil 4 pesos en el periodo 2017-2019.

Actualmente, Servicios de Salud es responsable de la operación de cuatro hospitales generales (Chihuahua, Cuauhtémoc, Parral, Camargo), cuatro hospitales comunitarios (Guadalupe y Calvo, Ojinaga, Nuevo Casas Grandes y Gómez Farías), del Hospital Infantil de Especialidades Ciudad Juárez y del Centro de Cancerología de Chihuahua.

Rocío Sáenz, expresidenta de la Comisión de Salud del Congreso Estatal, señala que la falta de procesos administrativos eficientes ha sido una de las causas del millonario subejercicio en el sector salud.

“Esa situación es por ejemplo la del Banco de Sangre, donde hay un recurso, un presupuesto asignado para este rubro, pero que no se está ejerciendo porque no hay una licitación que se haya hecho y entonces no se gasta el dinero de la proyección presupuestaria”, explica la exdiputada priista.

Además, Sáenz considera que se requiere explicar cómo en una entidad donde organizaciones y gremios de enfermería y medicina han señalado la falta de insumos, se pueda dejar de usar los recursos etiquetados.

“Me parece muy ilógico, muy incoherente que haya estos subejercicios, la autoridad debería explicar qué pasó con esos recursos que no se ejercieron, porqué no, quién los tiene, dónde están, es una cuestión de injusticia social que haya dinero designado y no se use. Si el recurso se debió entregar y no se hizo, que el gobierno federal se haga responsable, si sí se entregó y no se ejerce, entonces que el estado explique”, añade.

Aunque concede que es necesario reconocer que esta administración ha avanzado en algunos temas, como la homologación de una cantidad considerable de personal de enfermería, todavía hay muchos rezagos por el poco avance en la compra, equipamiento y atención de salud en el sector público.

Sáenz considera que aunque la escasez de insumos no es una problemática exclusiva del gobierno de Chihuahua, es una situación que se ha agravado con los años sin que se ofrezca solución alguna a pesar de la asignación de presupuesto.

“Estas demandas han estado evidenciando las condiciones críticas que siempre han presentado en Chihuahua, porque hay que reconocer que siempre ha sido así, pero eso no quiere decir que seamos indolentes en la realidad. Además faltan de insumos desde el inicio de la administración y que se creía que se iba a ir subsanando con el tiempo, lejos de eso, las carencias son más”, menciona.

Las Secretaría de Salud ocupa el tercer lugar en las dependencias sanitarias con mayor rezago, con un total de 5 millones 221 mil 885 pesos sin devengar de 2017 a 2019.

A través de Comunicación Social de la Secretaría de Salud se solicitó una entrevista con Jesús Flores Montana (director ejecutivo de los Servicios de Salud, director médico de la Secretaría de Salud y secretario ejecutivo del Consejo Estatal de Salud), para conocer las razones de los subejercicios, el avance de las metas de salud y los informes del Consejo Estatal, pero al cierre de la edición no hubo respuesta a la petición.

En el último lugar de dependencias con subejercicios se ubicó el Instituto Chihuahuense de la Salud (Ichisal), con 100 mil 531 pesos sin gastar.

A la fecha, el Ichisal es responsable del Hospital Central, el Hospital de Salud Mental, el Hospital Infantil de Especialidades del Estado de Chihuahua, el Hospital General de Juárez, el Hospital Civil Libertad, el Hospital de la Mujer, los hospitales regionales de Jiménez y Delicias, la Clínica Rural San Agustín, el Centro de Salud con servicios ampliados de Aldama y las ginecobstetricias de Cuauhtémoc y Parral.

laverdadjz@gmail.com

Notas Relacionadas:

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

lo más leido

To Top
Translate »