El Paso

Pese al cierre de la frontera, El Paso aumenta sus ingresos por impuestos a las ventas

Elodia Perches, propietaria de Bridal Novias en el este de El Paso / Fotografía: ABC-7

El comercio al menudeo experimentó el mayor crecimiento de ingresos por impuestos a las ventas durante la pandemia en El Paso, se reportó. Esa industria incluye ventas de indumentaria, de materiales de construcción para mejoras en el hogar y productos automotrices.

Por Dylan McKim / ABC-7

El Paso, Texas — Los comercios en todas las esquinas de la economía lucharon durante la pandemia para mantener tanto los empleos como sus puertas abiertas.

“Definitivamente es un año que nos encantaría olvidar”, dijo Elodia Perches, propietaria de Bridal Novias, una tienda de vestidos de novia de El Paso.

Con los salones de bodas cerrados y las grandes reuniones prohibidas, muchos de los clientes de Perches decidieron posponer su celebración y, con ella, su vestido.

Bridal Novias perdió el 90 por ciento de su ganancia en 2020; una dura realidad a la que nunca se había tenido que enfrentar Perches en los 39 años que pasó vistiendo novias para el día de su boda.  

A medida que se implementaron las vacunaciones y se levantaron las restricciones a las reuniones, Bridal Novias pudo volver a obtener algunas ganancias tan pronto como los clientes reprogramaron sus bodas.

“Estamos tan contentos y agradecidos a las ciudades de El Paso y Las Cruces, así como también a todos los pueblos de alrededor porque, en realidad, dijeron: ‘compremos en la ciudad’”, explicó Perches.

Sin embargo, también dijo que podrían estar ganando más dinero si a algunos de sus clientes más leales se les permitiera ir a su tienda. Esos clientes leales están en ciudades mexicanas como Ciudad Juárez y Casas Grandes pero no pueden cruzar la frontera dadas las restricciones a los viajes no esenciales que se aplicaron desde marzo de 2020.

Esto cambió el modo en que Perches vestía a sus futuras novias. En lugar de que los clientes fuesen a su tienda, Perches llevaba sus vestidos hasta ellas en México. Los ciudadanos estadounidenses son libres de viajar y cruzar la frontera.

“Ahora, me llamo a mí misma ‘Ella Blue Bird’, porque en realidad llevo canastos puerta a puerta”, dijo Perches sonriendo.

Dado que los compradores mexicanos son tan importantes para la economía de El Paso, uno pensaría que los ingresos por impuestos a las ventas resultarían afectados si esos clientes no pudiesen comprar en las tiendas de la cuidad. De hecho, lo que ocurrió fue lo opuesto.

Según los datos de la ciudad, los ingresos por impuestos a las ventas en El Paso siguieron creciendo durante la pandemia. Los impuestos a las ventas son la segunda fuente más grande de ingresos de El Paso, después de los impuestos a la propiedad, según dijeron los funcionarios.

La ciudad solo vio reducciones al inicio de la pandemia y a fines de 2020. Es importante señalar que El Paso sufrió un brote de infecciones y muertes por COVID-19 en el otoño y el invierno de 2020.

En 2021, las ganancias se dispararon. Por ejemplo, en mayo de 2021, hubo un 24.5 por ciento de aumento desde mayo de 2020.

“En verdad, nos hemos recuperado muy rápido”, explicó Robert Cortinas, director financiero de la ciudad de El Paso. “Creo que es una gran sorpresa para mucha gente”.

Cortinas sostuvo que el dinero de las revisiones de estímulo federal son un factor principal del éxito de El Paso. La industria minorista experimentó el mayor crecimiento de ingresos por impuestos a las ventas durante la pandemia. Esa industria incluye ventas tales como de indumentaria, de materiales de construcción para mejoras en el hogar y productos automotrices.

Cortinas también da crédito a la resiliencia de El Paso. Dice que la economía es muy fuerte y tiene una historia de recuperación en tiempos de lucha, por ejemplo, durante la recesión de 2008.

“No vemos fluctuaciones muy altas, ni tampoco muy bajas”, explicó Cortinas.

Lamentablemente, estas cifras que hacen que los ojos se desborden no durarán mucho tiempo. Cortinas y su equipo sospechan que los números caerán a un nivel normal que la ciudad acostumbra a ver.

En este momento, las restricciones en la frontera se extendieron hasta el 21 de agosto, como mínimo. Esto significa, de nuevo, que los minoristas de El Paso han perdido otra temporada de compras, dado que sus ventas cuentan con los compradores transfronterizos: el apuro por volver a la escuela.

ABC-7 también observó que los ingresos por impuestos a las ventas en otras partes de la frontera entre Texas y México.

Las cifras más recientes que dio a conocer la oficina del Contralor de Texas capturan datos de los años fiscales 2019 y 2020.

Tanto El Paso, como Brownsville, McAllen y Laredo han observado caídas en los ingresos por impuestos a las ventas. Brownsville experimentó una caída del 4.9 por ciento, seguida de El Paso, con un 5.5 por ciento, pero las caídas de McAllen y Laredo llegaron a un 9.4 y un 11 por ciento, respectivamente.

Sin embargo, Cortinas sostuvo que, si las restricciones en la frontera se levantan el 21 de agosto, El Paso podría experimentar un período de crecimiento incluso más largo.

Perches espera el crecimiento, pero se conformará con un día en que pueda vestir en su tienda a las futuras novias con el vestido más importante que alguna vez usarán.

“Quiero seguir siendo positiva y creer en que el amor no se cancela. Estamos aquí para quedarnos a largo plazo”, dijo Perches.

Video in English

***

Este contenido fue producida como parte de Puente News Collaborative, una asociación binacional de organizaciones de noticias en Ciudad Juárez y El Paso, de la que forma parte La Verdad

Notas Relacionadas:

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

lo más leido

To Top
Translate »