En El Estado

Rescatar a 36 mil alumnos rezagados en clases virtuales, el reto del regreso a las aulas

Fotografía: Tomada de Canva

Aunque los alumnos no siguieron de forma constante sus clases o las suspendieron no fueron dados de baja o reprobados, por lo que se contemplan clases adicionales para la regularización de su aprendizaje en el ciclo escolar que arranca el 30 de agosto en Chihuahua

Karen Cano / La Verdad

Al menos 2 de cada 10 estudiantes de educación básica en el estado de Chihuahua que se pretende inicien actividades presenciales en las aulas a partir del 30 de agosto, estuvieron practicamente ausentes de sus clases virtuales implementadas durante el pasado ciclo escolar, por la contingencia del COVID que obligó a mantener el cierre de los planteles.

La situación se documenta en Estrategia Chihuahua, un estudio elaborado por autoridades estatales de Educación y el sector magisterial, donde se exhibe que unos 36 mil 342 alumnos de preescolar a secundaria tuvieron una comunicación intermitente o inexistente (nula) con sus maestros y maestras durante el ciclo escolar 2020-2021.

De esa cantidad, 24 mil 679 estudiantes no brindaron ninguna evidencia de trabajo escolar desde casa ni tuvieron ningun contacto con sus escuelas o docentes; 111 mil 664, registraron una comunicación intermitente, revela el documento con datos a enero del 2021 y emitido en julio, el cual que encuentra en el sitio web de la Secretaría de Educación y Cultura del estado.

Un total 463 mil 114 mantuvieron una comunicación sostenida con sus docentes, de acuerdo con los resultados del universo de la evaluación de los más de 600 mil alumnos.

Fotografía: Archivo-La Verdad

Sobre los alumnos ausentes o con actividad interminente durante sus clases virtuales, Eva Trujillo Rodríguez, vocera de la secretaría estatal, dijo que son los estudiantes a quienes urge atender durante el próximo ciclo escolar, a fin de regularizar su aprendizaje para que vaya acorde al grado en el que van a cursar.

Pese a su ausencia fueron promovidos de grado por que la Secretaría de Eduación Pública pidió que todos lo fueran, aunque sea con la calificación mínima, explicó. “Tienen 6 (de calificación) y la observación de que se tiene que trabajar con ellos”.

Se pretende que estos alumnos y alumnas cuenten con una mayor asesoría y horas de clases presenciales dentro de las escuelas, indicó.

En este diagnóstico se tomó en cuenta al 84 por ciento de la matricula registrada a enero del 2021. Aunque estaban inscritos en total 711 mil 138 alumnos, al momento del corte del Sistema de Información Educativa se arrojó información de 600 mil 257 estudiantes, se indica.

Para mantener contacto con sus alumnos y cumplir con los procesos educativos durante sus clases a distancia, los docentes expusieron que se centraron en los libros de texto, el Google Classroom, la telefonía celular, los cuadernillos de apoyo y la televisión abierta, predominando de manera particular el uso de la aplicación del WhatsApp y más moderadamente, el servicio de video telefonía de Google Meet.

1500 no promovidos por petición de sus padres

Por otro lado, mil 500 estudiantes de educación básica en el estado no fueron promovidos de grado y estarán repitiendo el mismo, debido a que sus padres y madres consideraron que no aprendieron lo suficiente durante el programa Aprende en Casa II, de clases virtuales

“Algunos de estos niños, de los promovidos del ciclo escolar que acaba de concluir, se manifestaron o han hecho su solicitud para que el niño no pase año, si estaba en primero y lo pasaron a segundo, están pidiendo que repitan el primer año”, ejemplificó.

Desde el 23 de marzo de 2020, al iniciar la emergencia sanitaria por COVID, se dispuso el cierre de los planteles escolares y comenzó la experiencia educativa a distancia con la que se cerró el ciclo escolar 2019-2020 y dio inicio 2020-2021.

El ciclo escolar que recién concluyó inicio en septiembre del 2020 con base en una estrategia nacional: el uso de la televisión abierta como eje del proceso de enseñanza – aprendizaje.

Un mes después, la Secretaría de Educación y Deporte de Chihuahua concluyó con su primera evaluación: la estrategia del uso de la televisión abierta no funcionaba adecuadamente ni se tenía previsión de ello, se informó.

La dependencia estatal detectó que la educación a distancia comenzaba a deteriorarse particularmente en el nivel básico, que fue el entorno más afectado.

De entrada reportaron una caída significativa de la inscripción, de 9 mil 768 en preescolar y 3 mil 8 32 en primaria, con respecto al ciclo 2019-2020. Solo en secundaria detectaron un aumento de 5 mil 613 alumnos.

El otro aspecto fue mantener a los alumnos en clases a distancia y lograr su promoción de grado escolar.

En preescolar, los docentes consideraron que los aprendizajes esperados bajo el esquema de Aprende en Casa se vieron afectados en un porcentaje amplio de entre el 40 al 80 por ciento; en esa misma propoción se consideró la aefctación en los aprendizajes esperados en primaria, donde el 79.03 por ciento de las figuras educativas señalaron la situación como preocupante.

En secundaria, el panorama se diferenció por la naturaleza del propio nivel al intervenir varios docentes para la atención de cada estudiante, incluido un tutor. En este nivel, se destacó como uno de los mayores retos el responder al requerimiento de los adolescentes sobre un contacto más directo con sus docentes, particularmente a causa de que no todos los padres contaron con las herramientas académicas, tecnológicas e incluso socio-emocionales necesarias para apoyarlos.

Ante ese panorama, las autoridades, maestros y maestras se preparan para iniciar el ciclo escolar 2021-2022 y dar seguimiento a la estrategia de recuperación académica.

Fotografía: Rey R. Jauregui

¿Cómo será en retorno a las aulas?

El regreso a clases se contempla desde las particularidades de cada escuela y las vertientes de operación escalonada de regreso a clases presenciales, en modalidades totalmente diferentes a las que estábamos acostumbrados hasta marzo del 2020, informó el secretario de Educación y Deporte, Carlos González Herrera.

De acuerda a esa ruta, establecida en Encuentra Chihuahua, los aforos no serán mayores a la mitad de los estudiantes que la escuela pueda albergar; por lo que propone que cada grupo será segmentado en dos, y cada subgrupo irá dos días a la semana, de manera intercalada, entre lunes y jueves.

Los viernes será un día de clases adicional para los estudiantes identificados con rezago, quienes deberán asistir a la escuela tres días a la semana.

“Depende de la estrategia de cada escuela, pero la intención es precisamente que los días viernes, trabaje de forma intensiva con los que tienen mayor retraso, que sería en este caso con los que no se tuvo contacto para poder reforzar con ellos los aprendizajes en forma especial y sin perder el avance del desarrollo del ciclo escolar normal”, explicó Trujillo Rodríguez.

Judith Soto Moreno, subsecretaria de Educación de la Zona Norte, indicó que todas las autoridades educativas deberán estar al pendiente de cumplir esta y otras medidas que pretenden impedir el contagio del COVID-19.

“Ser harán limpiezas profundas con cloro y con jabón de los salones y para el cuidado de niños el contante lavado de manos utilización de gel y sana distancia”, indicó.

Otras medidas adoptadas ante la pandemia son el ventilar las aulas cada 45 minutos, sacando a los alumnos de las mismas, por 15 minutos. Además de la reducción de actividades en áreas comunes, el uso permanente de cubrebocas y los filtros sanitarios con toma de temperatura en las entradas de cada plantel.

Explicó que habrá una constante vigilancia por parte de las autoridades educativas en los centros escolares, a fin de que las medidas se cumplan; no obstante, de momento habló sobre sanciones o correctivos que pudieran darse a aquellos planteles que no sigan lo establecido.

“La verdad no creo que no se cumplan, las escuelas son muy disciplinadas en ese sentido, las sanciones por desacato siempre han estado definidas, no habría una en especial, pero son particularidades lo que se ve”, indicó.

También se recomienda acciones a realizar en caso de que se presente sospechas de contagios entre alumnos o maestros.

Cuando se detecte algún estudiante o maestro contagiado, todo el grupo se ausentara de clases presenciales por 14 días para observación en casa y con el respectivo aviso a las autoridades sanitarias de la situación o casos sospechosos que puedan surguir.

Otro escenario considerado es cuando al menos 2 grupos se hayan retirado de las clases presenciales debido a que se les haya presentado un caso de COVID; entonces, todos los estudiantes de la escuela serán enviados a casa, para mantenerse en observación y en espera de cualquier otro caso sospechoso que pudiera surgir al menos en los próximos 14 días.

Soto moreno dijo que aun cuando se contempla el regreso de todos los estudiantes, no es obligatorio su retorno a las aulas.

“No habría una modalidad virtual tal como la veníamos trabajando, pero si alguien elige no regresar tendrán que ponerse acuerdo con sus maestros para ver cómo va a ser el trabajo con estos niños en particular y será mucha más responsabilidad del padre de familia”, agregó.

Trujillo Rodríguez dijo que con el regreso escalonado a clases se pretende para desalentar el miedo que hay y empezar a enseñar a los niños y niñas esta nueva realidad, donde todos los días usamos cubrebocas.

[email protected]

Notas Relacionadas:

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

lo más leido

To Top
Translate »