Opinión

Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

Las mujeres y las niñas sufren diversos tipos de violencia en todos los ámbitos de su vida y bajo múltiples manifestaciones: en el hogar, en el espacio público, en la escuela, en el trabajo, en el ciberespacio, en la comunidad, en la política, en las instituciones, entre otros

Gerardo Cortinas Murra

Para Teresa Ulloa, directora regional de la ‘Coalición contra el Tráfico de Mujeres y Niñas en América Latina y el Caribe’, la situación de violencia contra las mujeres en México es “muy grave, el número de mujeres y niñas que asesinan todos los días va en aumento”.

Para Isabel Erreguerena, codirectora de la asociación ‘Equis, Justicia para las mujeres’, la situación de la mujer en México ha empeorado drásticamente por varias razones… “Entre ellas está la austeridad gubernamental, la eliminación de fideicomisos para entregar recursos de manera directa, la negación de la violencia contra las mujeres, la criminalización del movimiento feminista por parte del Gobierno y la militarización del país”.

“Además, en 2021 cada día se han contabilizado en promedio 6 víctimas de la violencia machista, 9 víctimas de violación y 16 víctimas de abuso sexual… Y eso es solo la punta del iceberg porque en México solo uno de cada 10 delitos se denuncian”.

Para Marcela Villalobos, presidenta de ‘Amnistía Internacional México’, “el problema ha crecido en los últimos años, atizado por la impunidad existente en la mayoría de delitos en México y la inacción de las autoridades… Las familias atraviesan inacción, indolencia por parte del Estado”.

En el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres y la campaña naranja de la ONU ‘Únete para poner fin a la violencia contra las mujeres y las niñas’, las Naciones Unidas se hizo un llamado al gobierno, a las instituciones públicas y privadas y a toda la sociedad, a seguir comprometiéndose y a sumar esfuerzos para implementar acciones encaminadas a prevenir, atender, sancionar y erradicar la violencia que viven millones de mujeres y niñas.

“La violencia contra las mujeres y las niñas es una de las violaciones de los derechos humanos más graves, extendidas, arraigadas y toleradas en el mundo. Las mujeres y las niñas sufren diversos tipos de violencia en todos los ámbitos de su vida y bajo múltiples manifestaciones: en el hogar, en el espacio público, en la escuela, en el trabajo, en el ciberespacio, en la comunidad, en la política, en las instituciones, entre otros”.

Por su parte, el Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer (Comité de la CEDAW), lamentó la persistencia de los altos niveles de violencia que afectan negativamente al ejercicio de los derechos humanos de las mujeres y las niñas en este país.

Este año, bajo el lema de campaña #EscúchameTambién, la ONU reconoció la relevancia y valentía de activistas y movimientos en defensa de las sobrevivientes de violencia (#MeToo, #MiPrimerAcoso, #TimesUp, y #NiUnaMenos), y han hecho un llamado para que todas las estrategias que se implementen para erradicar la violencia contra las mujeres y las niñas, desde todos los sectores, sean integrales

Los colectivos feministas coinciden en que todas las acciones encaminadas a prevenir y erradicar la violencia contra las mujeres y las niñas deben partir de un enfoque multidimensional, para poder incidir en las numerosas formas que originan la violencia.

Asimismo, sostienen que debe considerarse el involucramiento, no solo de las instituciones estatales, sino de las sobrevivientes de violencia, de las organizaciones de la sociedad civil, de la academia, del sector privado y de la comunidad en su conjunto.

La ‘Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible’ ha establecido que para alcanzar sus objetivos, resulta indispensable:

  • Atender las causas estructurales de la violencia contra las mujeres y las niñas desde sus raíces, lo que implica la necesidad de tomar acción para la prevención,
  • Promover marcos normativos y de política pública que sean integrales; que tengan perspectiva de género y de interculturalidad; con enfoque de derechos humanos, en cumplimiento de los más altos estándares internacionales, y que sean efectivamente implementados,
  • Fortalecer a las instituciones estatales, así como a la sociedad civil, en sus mecanismos de coordinación para prevenir, atender, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres y las niñas y con recursos suficientes para esta tarea,
  • Generar información estadística y evidencia que se encuentren alineados a estándares internacionales en la materia, para crear normas, políticas públicas que prevengan y atiendan adecuadamente la violencia contra las mujeres y las niñas,
  • Proveer servicios accesibles de calidad para la atención de víctimas de violencia; servicios de salud y de procuración e impartición de justicia con estándares internacionales.

Los datos estadísticos proporcionados en la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares 2006 (ENDIREH), destacan que la violencia contra las mujeres de 15 años y más –en los ámbitos comunitario, escolar, laboral, o en el espacio familiar y de pareja– asciende a 67% a nivel nacional.

De acuerdo con esta encuesta, en México 43.2% de las mujeres de 15 años y más sufrió algún incidente de violencia de pareja durante su relación conyugal.

De estas mujeres, 37.5% declaró haber recibido agresiones emocionales que afectaron su salud mental y psicológica; 23.4% recibió algún tipo de agresión para controlar sus ingresos y el flujo de los recursos monetarios del hogar, así como cuestionamientos con respecto a la forma en que gastaba dicho ingreso.

En México, al menos 6 de cada 10 mujeres mexicanas ha enfrentado un incidente de violencia; 41.3% de las mujeres ha sido víctima de violencia sexual y, en su forma más extrema, 9 mujeres son asesinadas al día.

A nivel global, 1 de cada 3 mujeres ha sufrido violencia física y/o sexual a lo largo de su vida, y en algunos países esta proporción aumenta a 7 de cada 10.

En días pasados, se dieron a conocer datos sobre violencia contra las mujeres emitidos por el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, en los que se acredita que siete delitos contra las mujeres aumentaron en los tres primeros años de Gobierno de López Obrador, en comparación con la segunda mitad de la administración de Enrique Peña Nieto:

  • Feminicidio, 30%;
  • Homicidios dolosos contra mujeres, 13%;
  • Extorsión, 45%;
  • Violación, 25%;
  • Violencia familiar, 32%;
  • Víctimas mujeres de corrupción de menores, 27%, y
  • Violencia de género, 75%,

Por nuestra parte, desde nuestra trinchera periodística seguiremos aportando propuestas que coadyuven a eliminar la añeja violencia en contra de las mujeres…

Notas Relacionadas:

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

lo más leido

To Top
Translate »