Justicia

Tribunal declara inocentes a maestra y directora de colegio acusadas de violación de niña




noviembre 16, 2022
Ciudad judicial en Ciudad Juárez, sede de tribunales penales. Fotografía: Rey R. Jauregui / Archivo La Verdad

Durante el juicio oral se acreditó el abuso sexual en la alumna de preescolar, pero la evidencia del peritaje médico mostró como si esas agresiones hubieran continuado aún cuando las maestras ya estaba sometidas a proceso penal, se informó; el Tribunal consideró que la Fiscalía no acreditó que las docentes fueran las responsables de ese delito

Por Blanca Carmona / La Verdad

Un Tribual de Enjuiciamiento encontró inocentes del delito de violación a las maestras del Colegio Montessori Internacional.

Este martes 15 de noviembre, el Tribunal unitario presidido por la jueza Claudia Domínguez Curiel determinó que la víctima si fue agredida sexualmente y también que el Ministerio Público no acreditó que las docentes Adriana Lucía H.G., y Mónica del Carmen C.R., sean las responsables.

Las maestras fueron detenidas el pasado 23 de marzo en las instalaciones del colegio, ubicado en la colonia Del Sol, en cumplimiento a una orden de aprehensión.

De acuerdo con la formulación de cargos presentada en marzo pasado ante un Tribunal de Control, por parte de una agente del Ministerio Público adscrita a la Fiscalía Especializada de la Mujer (FEM), la niña fue atacada entre agosto del 2021 y febrero del 2022, en el plantel escolar.

En su declaración ante el Ministerio Público, la víctima –cuya identidad quedó bajo reserva judicial– dijo que ella se sentía con sueño al momento que la agredían y la autoridad investigadora estableció que posiblemente le suministraban algo para adormecerla, se informó en marzo pasado al formular cargos legales contra la directora del colegio, Mónica del Carmen C.R., y la docente Adriana Lucía H.G.

También en marzo y ante la representación social, la víctima dijo que era llevada a una habitación pintada en colores azul y rosa, con una puerta blanca. Además de mencionar una cama.

Pero en el juicio oral –número 2123/2022, instruido contra las maestras–, la jueza Domínguez Curiel determinó que existe una duda razonable para acreditar una responsabilidad penal por parte de las profesoras, informó personal del Tribunal.

El juicio oral fue privado, únicamente se permitió el acceso de familiares la tarde del martes 15 de noviembre cuando la jueza emitió el veredicto.

La denuncia penal fue presentada por la mamá de la víctima el pasado 8 de marzo y al día siguiente un médico-perito de la FEM realizó un examen ginecológico a la víctima, en el que encontró evidencia de que había sido violada, dijo personal del Tribunal.

En el examen psicológico también se encontró que la víctima, entonces de 4 años, presentaba una afectación.

Durante el proceso penal hubo variaciones en cuanto a la clasificación jurídica de los presuntos hechos. Es decir, el Ministerio Público clasificó como violación, pero un juez de Control lo reclasificó a abuso sexual al dictar el auto de vinculación a proceso contra las maestras. Posteriormente un tribunal de segunda instancia lo reclasificó a violación.

Debido a estos cambios en la clasificación jurídica, el Ministerio Público ordenó que se realizaran otros exámenes ginecológicos y psicológicos a la víctima, estos se llevaron a cabo el 29 de junio.

En esta segunda exploración física, un médico-perito de la Fiscalía diverso al primero determinó una mayor afectación de la niña, es decir, como si las agresiones sexuales hubieran continuado y se hubiera causado un mayor daño aunque para esas fechas las maestras ya estaban sometidas a proceso penal, una de ellas permanecía en una cárcel y la otra bajo prisión domiciliaria.

Al juicio oral, el Ministerio Público adscrito a la Fiscalía no llamó a declarar como testigo al médico-perito que hizo la primera revisión ginecológica, Juan Carlos Hernández, por el contrario, en sus alegatos finales ante el Tribunal lo desacreditó indicando que se trata de una persona ineficiente e inexperta.

La defensa de una de las maestras sí llamó al estrado al doctor Juan Carlos Hernández, y le indicó al Tribunal que esta persona llevaba unos tres años laborando en la FEM y ha realizado unos 900 dictámenes médicos en víctimas de violación.

También la víctima, ahora de 5 años de edad, subió al estrado a rendir declaración frente a la jueza. Ella reconoció a las dos maestras como sus agresoras sexuales en otra etapa del interrogatorio, pero a preguntas de los abogados defensores la niña respondió que la fiscal a cargo del juicio oral le había dicho que tenía que decir que las maestras la habían tocado.

Después de emitir el fallo absolutorio, el Tribunal ordenó el inmediato levantamiento de las medidas cautelares dictadas a las profesoras por lo que ambas quedaron en libertad.

laverdadjz@gmail.com

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

lo más leído

To Top
Translate »